Onda tiene la mejor alcaldesa de la Comunidad Valenciana, Carmina Ballester (PP)

0
8151
Publicidad

Hace unos años, en concreto en 2016, el anuncio de la Lotería de Navidad nos ofreció a todos los españoles la preciosa y emotiva historia de Doña Carmina, una maestra de colegio de la bella localidad asturiana de Villaviciosa. Ella, jubilada y afectada de alzheimer, escuchaba a los niños de San Ildefonso cantar «el gordo» del año anterior en un reportaje de televisión la víspera del sorteo más tradicional de la lotería. Creía que había sido afortunada.

Salió a la calle a celebrarlo, y su pueblo, en lugar de mofarse, celebró con ella el momento. La felicidad de su maestra de toda la vida era la felicidad de todos dado su estado de salud. El respeto a su figura, a su trayectoria y su legado pudo con la fantasía del momento. A Doña Carmina se la respetó por parte de todos porque por todos era querida. Fue un spot publicitario que a más de uno nos hizo soltar una lágrima al no poder evitar el recuerdo de nuestros seres queridos y nuestros maestros de antaño.

Y hoy quiero hablarles a todos Ustedes de otra Carmina, en este caso la alcaldesa de Onda, localidad ubicada en la comarca de la Plana Baja de Castellón, una Señora que para quienes seguimos la actualidad de los pueblos de la Comunidad Valenciana, es sin margen de error, la mejor alcaldesa del antiguo Reino de Valencia.

Doña Carmina Ballester Feliu alcanzó la vara de mando de Onda en el año 2019, y lo hizo venciendo por mayoría absoluta en unas elecciones municipales que se celebraron justo cuando su formación política, el Partido Popular, acababa de obtener tres semanas antes el peor resultado en unos comicios generales en España, que además coincidieron con las autonómicas en la Comunidad Valenciana, donde también pintaron bastos para la derecha regional. Sin embargo, ella tuvo capacidad de ilusionar a su pueblo en aquellos tiempos de zozobra, y triunfó con el apoyo de los ondenses de forma remarcable. Pocos, muy pocos alcaldes, pueden presumir en ciudades de más de 20.000 habitantes haber logrado algo así para el PP, y Carmina es una de las actuales autoridades locales que gobierna con holgada mayoría absoluta.

Seguir la actualidad política ha sido una de mis pasiones durante los últimos treinta años. Soy de los convencidos de que un alcalde responsable y comprometido con su pueblo, hace grande a los suyos, pero a la vez trabaja para levantar una comarca, una provincia, una región, y en definitiva, está ayudando a que nuestro país funcione. Y ahí encontramos a Camina Ballester en la Comunidad Valenciana, trabajando con responsabilidad para Onda, pero a la vez para la provincia de Castellón, y por ende, para España.

Ahora que hemos dejado atrás los días de la ilusión, confieso que a diario he seguido la actualidad que han generado Carmina Ballester y su equipo desde el l´Ajuntament onder. Nadie, absolutamente nadie como ella en la Comunidad Valenciana, ha trabajado los siete días a la semana. No hemos tenido desde mayo de 2019 una sola jornada donde no hayan dimanado noticias positivas desde Onda, incluso fines de semana y festivos.

Estamos hablando de una figura política de rompe y rasga que ya debería formar parte de los equipos renovados del Partido Popular a nivel regional porque está demostrando las veinticuatro horas de cada día que ella aporta alegría, prosperidad, seguridad, felicidad y bienestar a la sociedad, que es la génesis del compromiso que un político adquiere cuando se presenta ante el electorado.

Carmina Ballester es, sin ánimo de hacer comparativas, una mujer que es para Onda y la Comunidad Valenciana lo que Isabel Díaz Ayuso lo es para la Comunidad de Madrid. Ahí están sus formas de gestionar y actuar ante sus paisanos y sus superiores. Ahí están los resultados, indiscutiblemente muy buenos

Si quisiéramos citar toda la gestión de Carmina Ballester en favor de Onda no tendríamos suficiente capacidad en un disco duro de ordenador. Es difícil destacar una de sus acciones por encima de otras. Pero me quedo con su trato directo con sus vecinos durante la pandemia. Ella ha salido a la calle a conocer sus problemas, escuchar a todos los gremios, asociaciones, entidades y ciudadanos, y ha estado y está apoyando y ayudando a todos sin escatimar esfuerzos. Sencillamente, ejemplar.

Carmina Ballester igual trabaja para conseguir que azulejos centenarios pasen a formar parte de uno de los museos de Onda, como lucha por conseguir que la industria de la cerámica tenga en el puerto de Castellón un punto de exportación de los mejores del Mediterráneo, como logra para su pueblo un megacentro logístico que Amazon está construyendo en la zona industrial de su municipio, una gigantesca nave de 77.000 metros cuadrados. Y cientos de cosas más que muy bien conocen los ondenses. A eso se le llama trabajar, y muy bien, por su pueblo, por su provincia, por su región y por España. Y como tal, merece un respeto que nadie puede poner en duda, y ese respeto debe ser encomiable entre los suyos, entre los hombres y mujeres del Partido Popular. Algo que, al parecer, no está sucediendo.

Pero lo que nunca ha olvidado Carmina Ballester por encima de infraestructuras e inversiones, han sido las personas. Pocas veces en tiempos tan difíciles como los vividos hemos visto a un político tan cerca de su pueblo. La alcaldesa de Onda lleva 31 meses gestionando su Ayuntamiento, y tres cuartas partes de ese tiempo han sido de pandemia. Ella ha ofrecido tranquilidad y esperanza a sus vecinos, y está demostrándonos a todos que ella representa la imagen de alcalde, en este caso alcaldesa, que muchos anhelamos tener en nuestros municipios.

Tiempo habrá de estudiar de forma profunda las claves de su éxito (son para analizar en Ciencias Políticas) porque seguirá ofreciendo titulares que nos beneficiarán a todos, desde la cercanía o desde la distancia. Cuando un gestor público como Carmina Ballester demuestra su capacidad, sólo nos resta apelar a que sus superiores vean en ella una mujer de incalculable valor. Iniciar «campañitas» como hemos visto recientemente, desde despachos intentando desacreditar una gestión municipal y comarcal que brilla como pocas en España, es perder el tiempo.

Corren vientos donde la sociedad está saliendo en defensa de los buenos gestores públicos a través de una herramienta llamada redes sociales, sean del partido que sean, y también sucede lo contrario, denostando a través de internet a quienes en los medios generalistas son encumbrados por una prensa poco fiable que siempre apoyará al mejor postor. Ya no vale sólo aquello que sale en los telediarios. Los tiempos han cambiado, y algunos dirigentes parecen vivir en una burbuja ajena a la realidad.

Conocer la política de los pueblos y ciudades de mi tierra durante décadas me llevan a felicitar a Onda por tener la mejor alcaldesa de la Comunidad Valenciana. Y conocer a los políticos de mi tierra durante tanto tiempo me autoriza a decir y aconsejar a algunos, como ciudadano que soy, que dejen de jugar al trile político.

Carmina Ballester Feliu será en el futuro lo que ella desee en la política local, regional o nacional. El tiempo siempre es un juez insobornable. Mientras la alcaldesa de Onda brillará por méritos propios, otros igual se tendrán que conformar como jardineros o barrenderos en los exteriores de algún palacio provincial. Tiempo al tiempo. La videoteca, fonoteca y hemeroteca nos darán la razón. Rectificar es de sabios, y están a tiempo los de Alicante, Murcia, Madrid y Valencia.

Y termino como empecé, con la historia de Doña Carmina cuando creyó ser la afortunada con el gordo de Navidad sin serlo. Hay actuales dirigentes del Partido Popular en despachos lejanos de Onda que creen ser dueños de los designios de este hermoso pueblo. Se equivocan, en esta batalla no tienen nada que hacer. En Onda lidera su alcaldesa Carmina Ballester porque sus vecinos así lo decidieron de forma democrática.

Ella podrá equivocarse como cualquier ser humano, pero incluso sus posibles errores serán un rotundo éxito entre tanto mediocre y tanta voz altanera que no sólo no han hecho nada, es que incluso ni lo han intentado. Aquí estaremos para contarlo.

¡Felicidades Carmina, Felicidades Onda!

Feliz fin de semana amigos!

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí