Análisis de Valkyria Chronicles 4 Complete Edition

0
935
Publicidad

Juego disponible para Nintendo Switch, Playstation 4, Xbox One, PC y Stadia.

La compañía japonesa ha lanzazo el juego de estrategia por turnos Valkyria Chronicles 4: Complete Edition para la plataforma de transmisión de juegos de Google Stadia. Esta edición es idéntica a la ya lanzada el año pasado para otras plataformas: incluye todos los DLC, además del juego base.

Valkyria Chronicles 4: Complete Edition nos adentra una vez más en el conflicto bélico vivido en el primer capítulo de la serie: La Federación (que es nuestra facción) y El Imperio están en guerra en una versión alternativa de Europa por el control del ragnitia, un mineral esencial para la supervivencia que ahora escasea en todo el planeta. Los protagonistas son Claude Wallace y su Esquadron E, parte fundamental del ataque que la Federación ha decidido llevar a cabo, para golpear el corazón del Imperio. La historia combina una historia de guerra con la vida cotidiana del grupo de jóvenes soldados, que tienen sueños, esperanzas y amistades. El cuarto capítulo es, sorprendentemente, un excelente punto de partida: la trama es de hecho paralela y separada del primer juego, lo que permite que incluso los jugadores que no hayan jugado nunca a ningún juego de la franquicia se adapten perfectamente.

El juego viene traducido completamente al español

Sin embargo, en términos de jugabilidad, nos enfrentamos a una versión casi idéntica de los primeros Valkyria Chronicles. Entre los múltiples interludios narrativos, tendremos que salir al campo de batalla para conquistar bases enemigas y ganar batallas esenciales que nos harán avanzar en la historia. Los objetivos cambian con cada misión y el juego ofrece una gran variedad de diseño de niveles, pero los componentes fundamentales de la estrategia son siempre los mismos, variando muy poco entre ellas.

Básicamente deberemos de acabar con los enemigos que salen a nuestro paso, ya sean soldados o tanques. Pero también tendremos que conquistar varias zonas enemigas para poder avanzar con más tranquilidad.

Cada personaje tiene una serie de puntos de acción disponibles para moverse por el mapa, elegir una posición ventajosa (encima de una posición accesible por una escalera o escondidos en la hierba alta) y participar en la batalla.

En cada turno puedes atacar con una de las armas disponibles, apuntando (sin prisa) al lado enemigo más débil (por ejemplo, la cabeza para los soldados y la espalda para los tanques). Cada personaje tiene una clase específica y por lo tanto tiene capacidades de movimiento y armas exclusivas que le otorgan ciertas ventajas.

El lancero, por ejemplo, es lento pero duro y posee un arma perfecta para dañar tanques. Los franco-tiradores infligen mucho daño desde la distancia y el tanque, si bien requiere un amplio espacio para maniobrar, puede avanzar y derribar vehículos ​​enemigos mientras resiste fácilmente el fuego de la infantería ligera. La estrategia y táctica , por supuesto, son fundamentales para poder completar las misiones, las cuales nos recompensan con recursos, experiencia y mejoras.

En el cuartel general podremos gastar los puntos que ganemos en las batallas, ya sea para subir de nivel a nuestros soldados, mejorar nuestras armas o nuestro tanque para que podamos ganar las batallas con más facilidad.

También podremos visitar la cantina, que será donde nuestros personajes podrán relacionarse fuera del campo del batalla y poder aprender nuevas acciones para el campo de batalla.

La estrategia es de hecho simplemente satisfactoria y fácil de realizar sin necesidad de tediosos tutoriales que lo hacen complicado. Es cierto que como juego de estrategia debe tener tutoriales, pero suelen fácil de entender. En cuanto a resolución, el frame rate e input lag, no hay absolutamente nada que reprochar, al menos yo no he tenido ninguno, entendiéndose que debes tener una conexión que cumpla con los requisitos mínimos de la plataforma, por supuesto. El único «problema» que notamos fue una disminución momentánea (máximo un segundo, literalmente) en la resolución cuando reiniciamos la vista del personaje, lo que obligó a la cámara a realizar un cambio instantáneo: hay que decir, sin embargo, que no siempre sucedió y que lo obligó deliberadamente a ver con qué frecuencia sucedía. La respuesta es: de vez en cuando, pero también depende del entorno, no pasa igual si hay poca carga de escenario o NPCS.

La banda sonora encaja a la perfección, ya que cuenta con el compositor original de la saga, Hitoshi Sakimoto. En cuanto al resto de sonidos, los sonidos de explosiones, disparos o movimientos son más que aceptables. El audio lo podemos configurar tanto en japonés o inglés, siendo subtitulado al español. Es de agradecer que Sega esté empezando a traducir los juegos al español, sobre todo si tiene tantos diálogos como este y queremos enterarnos por completo del lore.

CONCLUSIÓN

Valkyria Chronicles 4: Complete Edition en la versión de Stadia es en todos los aspectos el juego que ya conocíamos. Siempre que tengas una conexión que admita la plataforma, la experiencia de juego de SEGA está libre de fallos. Sin embargo, si ya jugaste a alguna de sus otras versiones, no encontrarás nada nuevo. Ahora, si no has probado ninguna, la versión de Stadia es una muy buena elección, sobre todo por su rapidez de carga. Aún así, Valkyria Chronicles 4: Complete Edition es un juego de estrategia que se disfruta de principio a fin. No te defraudará.

Hemos realizado el análisis gracias a un código que nos ha proporcionado Sega.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí