Orihuela y Hércules pierden sus partidos en la tercera jornada de Segunda B

0
10161
Publicidad
Publicidad

Pintan bastos para los equipos alicantinos de Segunda B. El Orihuela cayó ayer frente al Villarreal B por 2-1 en la capital de la cerámica, y el Hércules, nuestro histórico y capitalino Hércules, perdió en Buñol por 1-0 frente al Athlético Levante de la localidad de la comarca de La Hoya. Malos resultados que los aficionados esperamos se enderecen en la próxima jornada, ya la cuarta, donde algunos siguen sin vencer esta temporada, como es el caso de los herculanos.

Dicen las crónicas que el Hércules mereció mucho mejor resultado en su visita a la Ciudad Deportiva de Buñol. Por ocasiones y dominio en el segundo tiempo, debió remontar y lograr su primera victoria de la temporada. Pero el gol tempranero en el minuto ocho de partido de Pablo Martínez le condenó en exceso.

El entrenador herculano buscó tener la pelota en el centro del campo (como tan bien había funcionado en la primera parte ante el Villarreal B) con Fran Miranda, Yeray y Diego Benito; dio entrada a Benja en el ataque y a Álvaro en el lateral derecho. Con estos cambios arrancó un encuentro que tuvo una mejor puesta en escena granota que herculana.

Al equipo alicantino le pesó un mal inicio de partido que fue bien aprovechado por el Atlético Levante. Pablo Martínez cazó un balón en la frontal y su golpeo pegó en el palo y acabó entrando en la portería de Ismael Falcón. El Hércules fue de menos a más en el partido y ya en la primera parte acabó dominando a su rival.

Pero fue en el segundo acto donde fue claramente superior. Todos los 45 minutos fueron de asedio alicantino. Planagumà dio entrada a Alejandro Alfaro y quitó a un jugador del centro del campo (Diego Benito). La apuesta funcionó y el dominio herculano fue abrumador, aunque sin premio.

Oportunidades tuvieron Benja en un mano a mano con el portero rival; también Borja con un golpeo de saque de esquina que pegó en el palo; incluso Jona en la parte final del partido también envió otro remate al larguero. Estas fueron solo las más destacadas porque el Atlético Levante se limitó a achicar agua durante 45 minutos.

El Hércules ahora debe levantarse en casa y con su afición del complicado inicio de temporada. El domingo llegará el Orihuela al Rico Pérez en un partido que se jugará el domingo a las 19,30 horas en el Rico Pérez.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí