La NASA presenta su nuevo super ordenador

0
10260
Publicidad
  • El nuevo superordenador, llamado Aitken, ejecutará simulaciones complejas para futuras entradas, descensos y aterrizajes (EDL) en la luna
  • Aitken es altamente eficiente energéticamente, reside en la nueva supercomputación modular de NASA Ames que reemplazará la necesidad de una torre de enfriamiento y millones de galones de agua.
Publicidad

Hewlett Packard Enterprise (HPE) ha anunciado que ha diseñado a la medida un nuev super ordenador para el Centro de Investigación Ames de la NASA para admitir el modelado y las simulaciones de entrada, descenso y aterrizaje (EDL) en las misiones de la agencia y el programa Artemis, una misión para aterrizar los próximos humanos en la región lunar del Polo Sur para 2024.

Este nuevo super ordenador, que la NASA Ames ha llamado “Aitken”, es un desarrollo inicial de una colaboración de cuatro años y múltiples fases entre HPE y NASA Ames.

Aitken, llamado así por Robert Grant Aitken, un astrónomo estadounidense especializado en sistemas estelares binarios, ejecutará miles de simulaciones complejas más rápidamente a 3.69 petaFLOP de rendimiento teórico para permitir aterrizajes precisos y seguros en la luna. 

Aitken se basa en el sistema HPE SGI 8600, una plataforma informática de alto rendimiento (HPC) de extremo a extremo, que incluye capacidades especiales de refrigeración líquida para una eficiencia energética óptima. Aitken se encuentra en la nueva instalación de supercomputación modular de NASA Ames, basada en un enfoque de Centro de Datos Modulares (MDC) desarrollado conjuntamente con HPE, para ofrecer soluciones avanzadas de HPC que impulsan una mayor eficiencia y reducen significativamente el uso de electricidad y agua.

La nueva instalación, con sede en Mountain View, California, combinará la temperatura nativa del Área de la Bahía y los métodos de evaporación para enfriar al super ordenador, reemplazando la necesidad de una torre de enfriamiento y millones de galones de agua.

“HPE tiene una colaboración de larga data con NASA Ames, y juntos, continuamos construyendo tecnologías innovadoras de HPC para impulsar el descubrimiento espacial y científico que aumenta la eficiencia general y reduce los costos”, dijo Bill Mannel, vicepresidente y gerente general de HPC e IA, en HPE. 

“Nos sentimos honrados de haber diseñado el nuevo super ordenador Aitken y las capacidades de energía para la próxima misión de la humanidad a la luna”

Bill Mannuel Gerente General

Acerca de Aitken

HPE ha diseñado este nuevo super ordenador de la NASA Ames utilizando el sistema HPE SGI 8600 de extremo a extremo que integra un toda una plataforma informática, software, redes y otras soluciones de infraestructura de TI dentro de un sólido ecosistema que incluye:

  • ª generación de procesadores Intel® Xeon® escalables para desempeño de cómputo avanzado

  • Mellanox InfiniBand para permitir un ancho de banda escalable para redes de alto rendimiento

  • Schneider Electric SmartShelter Containers que permiten una infraestructura de TI prefabricada fácil de implementar empaquetada dentro de un módulo de datos seguro, resistente a la intemperie y resistente al fuego para aplicaciones remotas o especiales

Otras características incluyen:

  • 1.150 nodos, 46.080 núcleos y 221 TB de memoria

  • 3,69 petaflops de máximo rendimiento teórico

  • Efectividad de uso de energía (PUE) de 1.03

Aitken se basa en una instalación prototipo llamada ‘Electra’, que diseñó la NASA en 2016 para poner a prueba una nueva forma de refrigeración y ahorro de energía. Durante las pruebas, ‘Electra’ logró ahorrar 2 millones de kilovatios-hora de energía y más de 3 millones de galones de agua durante un año de operaciones, según la NASA, y ahora buscan replicarlo en Aitken.

El superordenador Aitken no estará limitado para las operaciones de la NASA, se abrirá para que cerca de 1.500 investigadores de Estados Unidos puedan usarlo en otros proyectos. Ahora mismo la prioridad es usarlo en la realización de modelos y simulaciones de la entrada, descenso y alunizaje en la Luna para la misión Artemis, pero también se usará en ‘Dragonfly’, con el que se busca explorar Titán, la luna más grande de Saturno, usando un drone, entre otras importantes misiones.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí