Pedro Sánchez promete reformar la financiación en vísperas de las autonómicas

0
48

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, se ha comprometido ante la Comisión Europea a abordar la reforma del sistema de financiación en esta legislatura. Así figura en el Plan de Estabilidad 2019-2022 remitido la semana pasada a Bruselas. Los líderes de los partidos políticos, sin embargo, evitan el debate sobre este importante asunto en la campaña electoral. El resultado de las próximas elecciones y el color de los nuevos Gobiernos autonómicos será decisivo para sacar adelante la reforma. Además, por primera vez, el Ejecutivo también tendrá que buscar apoyos en el Congreso para lograrlo.

La reforma del sistema de financiación es uno de los asuntos más trascendentes del Estado de las autonomías y uno de los más complejos de abordar desde el punto de vista político. Requiere poner de acuerdo a la mayoría de las autonomías, con independencia del signo político de su Ejecutivo. Hasta ahora, los sucesivos gobiernos centrales solventaban el asunto poniendo más dinero sobre la mesa. Así ocurrió en 2009, cuando Rodríguez Zapatero aprobó el modelo en vigor a cambio de ofrecer 11.000 millones más a las autonomías. Este sistema de reparto, que regula cómo se distribuyen los recursos entre las comunidades para prestar la sanidad, educación y otros servicios sociales, tenía que haberse reformado en 2014, pero el gabinete de Mariano Rajoy lo aplazó debido a la crisis y las tensiones independentistas en Cataluña.

Ahora los líderes políticos soslayan este debate en la campaña electoral. “Para hablar de este tema hay que saber que es un asunto muy complejo y meter la pata ahora puede ser desastroso”, explica el número dosde un consejero regional del PP, que ha participado en más de una docena de reuniones del Consejo de Política Fiscal (CPFF), el órgano donde Hacienda negocia con las autonomías los asuntos financieros.

“Es un asunto urgente”, abunda un consejero socialista de Hacienda. “Nosotros sí hablamos, pero a nivel regional. Nos preocupa la despoblación y la dificultad de financiar los servicios públicos en un contexto de elevada dispersión geográfica. Lo que no entendemos es por qué no se habla a nivel nacional. En los debates de los líderes nacionales [durante la campaña electoral del 28-A] no se abordó el asunto”, apunta antes de rematar: “La polarización no favorece una negociación que tiene que ser multilateral”.

GASTOS DE LAS AUTONOMÍAS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí